HISTORIA

Timeline

PM
1947

El origen

En 1947 se aprueba el Estatuto General de los Procuradores de los Tribunales, a partir del cual se creaban los colegios provinciales y se establecía  la colegiación obligatoria. Uno de los  capítulos estaba dedicado a la Mutualidad de Procuradores, cuya función sería proporcionar a los procuradores y a sus familiares los subsidios, ayudas y pensiones, así como cumplir aquellos otros fines benéficos que se establezcan.

1948

Orden ministerial

En 1948 fue aprobada la orden ministerial que daba lugar a la Mutualidad como tal. En ella se señalaba que la función del procurador, como profesión libre, “tiene que estar aislada de las plantilla o nóminas de empresas y corporaciones, no pudiendo, por tanto percibir sueldo ni aspirar a jubilación alguna, lo que le impide contar con la ayuda o asistencia que tienen las restantes profesiones.”

1950

Años 50: primer reglamento

Para poner solución a la orden ministerial que limitaba los derechos de los procuradores, la Junta Nacional de los Ilustres Colegios de Procuradores de los Tribunales de España redactó el reglamento por el que debería regirse la llamada en aquel momento Mutua de Previsión de los Procuradores de España. Se daba así forma legal a una vieja aspiración de estos profesionales, con el objetivo de cubrir las necesidades de un colectivo que, por aquel entonces, carecía de prestaciones sociales. En ese momento se creó como una institución de socorro de los familiares de los procuradores para casos de fallecimiento de los asociados.

1950

Años 50-70: ingreso obligatorio para ejercientes

Para financiar las prestaciones se estableció una cuota de entrada, en función de la categoría del lugar de ejercicio y de la edad del mutualista, así como una cuota anual, establecida según los mismos parámetros. El régimen de cobertura con que comenzó a operar era el de reparto. Y el único subsidio contemplado era el de fallecimiento, bajo la entrega de una cantidad de dinero en metálico. El ingreso en la Mutualidad era obligatorio para todos los procuradores en ejercicio y optativo para los que habiendo ejercido ininterrumpidamente durante dos años, estuvieran inscritos en un colegio. Además de la cuota, otra fuente de ingresos eran las pólizas de la Mutualidad, que debían adherirse en todo escrito inicial de cualquier asunto o comparecencia ante los Tribunales de Justicia y otros centros donde interviniera el procurador.

1989

Capitalización colectiva e individual

En cumplimiento de nuevas exigencias legales, en 1984 la Mutualidad implantó el sistema de capitalización colectiva. Esto suponía que todos los mutualistas tenían garantizadas las prestaciones recogidas en el reglamento, mediante el capital exigido como reservas técnicas con que contaba la Mutualidad en el activo de su balance económico, suficiente para garantizar estas prestaciones. Este régimen de cobertura estuvo vigente hasta el 31 de diciembre de 1999, en que la Mutualidad separó los regímenes de cobertura, según lo establecido por nuevas normas: para los mutualistas dados de alta hasta 31 de diciembre de 1993 y para los mutualistas dados de alta a partir de 1 de enero de 1994.

1995

Capitalización individual

Al margen de la actividad aseguradora propia de una mutualidad de previsión social, en 1995 se constituye el Fondo Social de la Mutualidad de Previsión Social de los Procuradores de los Tribunales de España. Su fin era obtener recursos destinados al pago de ayudas a los mutualistas y beneficiarios que acordasen los órganos de gobierno.

2000

Opción alternativa al RETA

En 1999 se estableció que la Mutualidad actuaría como alternativa a la obligación de afiliación y alta de los procuradores en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA). Desde el 1 de enero de 2000, los procuradores pueden optar por la afiliación a la Mutualidad, a la Seguridad Social o a ambas. Pertenecer a la Mutualidad permite compatibilizar sus prestaciones con la pensión de la Seguridad Social -como trabajador por cuenta propia o ajena- o con otros sistemas privados de previsión.

2012

Correduría Mutualidad de Procuradores

En 2012 se crea la Correduría Mutualidad de Procuradores para ofrecer seguros competitivos a los mutualistas.

2013

Capitalización individual para todos

Una nueva ley que entra en vigor en 2013 obliga a que todos los mutualistas encuadrados en la capitalización colectiva pasen a la individual, de tal manera que las primas aportadas por cada procurador constituyen su propio capital de jubilación.

2018

Fundación Mutualidad de Procuradores

Puesta en marcha de la Fundación de la Mutualidad para desarrollar la obra social y beneficiar a los más desfavorecidos dentro del colectivo. En el mismo año se creó la figura del delegado provincial, como vínculo de unión entre la Mutualidad de Procuradores y los mutualistas.

2020

Récord de activos y mutualidad más rentable

En 2020, la Mutualidad de Procuradores alcanza su récord de activos con la gestión de 433 millones de euros y se convierte en la mutualidad más rentable de España con un 4,15%