Alternativo al RETA

Esta modalidad de alta conforma la cotización única a la Mutualidad, recibiendo el 100% de las ventajas y ayudas que forman parte de esta. A continuación te mostramos todas las ventajas de ser Mutualista.

Compara los precios

Haz click en el rango de edad que te encuentres

Gana más con nuestras rentabilidades

AÑO FIJO PB RENTABILIDAD
2013 1% 4,95% 5,95%
2014 1% 4,95% 5,95%
2015 1% 3,60%% 4,60%
2016 1% 4,50% 5,50%
2017 1% 4,23% 5,23%
2018 1% 4% 5%

Conoce las coberturas

Mutualidad

RETA

Prestación de Jubilación

Mutualidad

  • Renta vitalicia a partir de los 67 años de edad correspondiente al capital consolidado por el Mutualista, independientemente de los años de cotización.

RETA

  • Renta vitalicia a partir de los 67 años de edad, siempre y cuando se haya cotizado un mínimo de 15 años.

    Reparto solidario.

Prestación por fallecimiento antes de los 67 años

Mutualidad

  • Capital consolidado + 100.000€ para los beneficiarios.

RETA

  • 46,5€ capital único para gastos de sepelio

Incapacidad Permanente Absoluta

Mutualidad

  • Renta anual de 7.200€ hasta la jubilación e ingreso mientras tanto, de la cuota de la Mutualidad al capital consolidado por parte de la Mutualidad

RETA

  • Renta vitalicia hasta el fallecimiento, incompatible con la jubilación, siempre y cuando se haya cotizado un mínimo de 5 años.

Incapacidad Laboral Transitoria

Mutualidad

  • 30€/día según baremo establecido para enfermedad/accidente. Hasta un máximo de 45 días por maternidad y 90 días en caso de baja durante el embarazo.

RETA

  • Indemnización diaria:

    Depende del tipo de IT y de la cuota pagada.

Más ventajas

Para aquellos Mutualistas alternativos al R.E.T.A. que han causado baja en la profesión y también en la Mutualidad, si reingresan transcurridos dos años, se establece cuota bonificada de 50 € al mes, durante el primer año.

La Mutualidad de Procuradores permite realizar aportaciones extraordinarias al margen de esta cuota general, que van íntegramente a capital de jubilación para de esta manera incrementar el ahorro y además es desgravable.

Las cuotas abonadas en la mutualidad son del mutualista, que es el titular de las mismas, de forma que percibes las prestaciones en función de las cuotas que pagas, según un sistema de capitalización individual. En el RETA, el sistema es de reparto, y las cuotas aportadas van a un fondo común. Y al contrario que en la Seguridad Social, en la Mutualidad no existe un mínimo de años cotizados para tener derecho a una renta.

Por otra parte, los Mutualistas podrán irse al R.E.T.A. en el momento que lo deseen, manteniendo su capital constituido en la Mutualidad para percibirlo en el momento de su jubilación. No así los Procuradores que hayan optado por el R.E.T.A., del que no podrán darse de baja, a menos que cesen en el ejercicio de la profesión.

Contacta con nosotros

He leído y acepto la Política de Privacidad