Seguridad para ti

En la Mutualidad de Procuradores nos importa tu bienestar, por ello, nuestras cuotas son flexibles, pudiendo elegir cuanto quieres  pagar partiendo de una aportación mínima.

A diferencia de la Seguridad Social, no dependemos de la población activa o de otros organismos. De esta manera, sabes que quien realmente gestiona tu dinero eres tú.

El capital que ingreses está destinado a tu jubilación. Para nosotros es importante que sepas que tus aportaciones son para mejorar tus ahorros, por ello ponemos a tu disposición aportaciones extraordinarias que darán mayor beneficio el día de tu jubilación.

80%

2. Paga menos, recibe más

Por ser Mutualista pagarás menos que en el RETA, y aun así recibirás mayores prestaciones.

3. La baja laboral ya no es un problema

En una profesión como la del Procurador, el estar de baja es una causa grave que nos puede hacer perder ingresos vitales. Por ello, en la Mutualidad de Procuradores ofrecemos una garantía económica que cubre los días que no puedas ejercer.

Ademas, si estas interesado en en un seguro médico, por pertenecer a la Mutualidad podrás encontrar las mejores ofertas en nuestra Correduría para que tú y tu familia tengáis a los mejores profesionales y el mayor cuadro medico a vuestra disposición.

4. Por y para la profesión

La Mutualidad de Procuradores ha sido una institución dirigida siempre por Procuradores. Nuestro único fin es la mejora de la vida laboral del Procurador y sus ahorros.

La Mutualidad no tiene ánimo de lucro, por lo que todas sus inversiones y estrategias van dirigidas a la mejora de las coberturas ofrecidas al Procurador.

Somos una institución abierta, todo nuestro consejo directivo es elegido a votación y se forma al 100% por Procuradores. Esto nos permite conocer de primera mano las necesidades mas directas de nuestro sector.

5. Cuidamos de ti y de tu familia